El peligro de la credulidad en tiempos de coronavirus

Por: Caroll Cárdenas López

Abril 2020

Vistas

La humanidad está viviendo un momento crítico por causa de la pandemia del Covid-19. Se convirtió en una amenaza que ha afectado todos los ámbitos de la sociedad, contando para finales del mes de abril con más de 3 millones de personas contagiadas y 200 mil muertes en todo el mundo. Así, la mayoría de los países del mundo se han puesto en alerta y han tomado diferentes medidas para hacerle frente, y Cuba no fue la excepción. El gobierno de Díaz-Canel ha enviado misiones a otros países e, incluso, empezó a promocionar y distribuir el famoso Interferón Alfa 2b, el cual adquirió mucha popularidad en varios países.

En las redes sociales, especialmente, el debate sobre la implementación de este medicamento tomó gran fuerza. Muchas personas empezaron a creer que Cuba había logrado la cura al coronavirus, incluso se le vendía como el milagro que ha llegado para vencerlo, de forma que muchos usuarios empezaron a enaltecer la labor del gobierno cubano e incluso a buscar la forma de poder conseguirlo. De esta manera, un sinfín de desinformación comenzó a hondar en las diferentes redes y medios de comunicación, donde muchos se dejaron llenar de mentiras, las cuales, en tiempos de crisis como el de ahora, pueden llegar a ser peligrosos para el bienestar de las personas.   

La primera de ellas era que el Interferón era un medicamento creado en Cuba, y era la cura del coronavirus. Frente a esto, muchas personas en redes comenzaron a desmentir ambas posiciones, incluso a través del diario Granma se explicó. Por un lado, el Interferón no fue originado en Cuba. El 17 de marzo, Telesur le realizó una entrevista al médico cubano Luis Herrera, al cual lo presentan como el creador del medicamento (Telesur, 2020), pero no es así. En los años 80, unos científicos de la isla fueron a Texas para recibir cierto entrenamiento, y otros fueron a Helsinki, al laboratorio de Kari Cantell, quién fue el primero en obtener la molécula del Interferón en 1972, y así empezar a producirla en la Isla desde 1981 (González, 2020). De esta forma, no es ni un descubrimiento reciente ni es de origen cubano.

El mismo médico, Luis Herrera, mencionó que se trata de una proteína que no actúa directamente sobre el virus, sino un mecanismo que interfiere con la multiplicación del virus, y que se ha usado en enfermedades como la hepatitis B y C o la leucemia; y tampoco es una vacuna como muchos canales han dado a entender (López, 2020). De esta manera, no es esa milagrosa cura contra el coronavirus que se ha vendido por diferentes medios, sino simplemente parte de los diferentes posibles tratamientos que se han realizado tanto para otras enfermedades como para el Sars cov2.

La segunda tiene relación con lo anterior, y es que, si bien se dejó claro que no es la cura, el 29 de abril el diario Granma y otros portales comenzaron a publicar que estaba comprobada la efectividad del Interferón contra el Covid-19, lo cual tampoco es del todo cierto. Según los datos del Minsap, hasta el 14 de abril el 93,4% de los enfermos fueron tratados con el Interferón Alfa 2b y sólo el 5.5% había llegado al estado de gravedad, al igual que la tasa de mortandad había disminuido de 2.7% a 0.9%, pero que se ha empleado es en pacientes confirmados y no aquellos en estado crítico. Asimismo, afirman que en China ha tenido resultados positivos tanto en prevención de la enfermedad como en su tratamiento, y que por eso más de 80 países se han interesado en adquirirlo (Peláez, 2020). Sin embargo, estos datos y estas afirmaciones son poco confiables y debatibles.

De acuerdo con un artículo del diario El País, José Ordovás-Montañes, investigador de Boston Children’s Hospital y la Escuela de medicina de Harvard, publicó un artículo en la revista Cell, junto con Alex Shalek y otros científicos, en el cual explica que a falta de ensayos controlados, no se sabe si estos realmente ayudaron, empeoraron o no hicieron nada. Los datos de su estudio exponen que suministrar Interferón a un paciente puede acelerar la producción de las dos proteínas que le sirven como entrada al virus, facilitando la invasión (Mediavilla, 2020).

De igual modo, un reporte del MIT expone que el papel potencial del Interferón en la lucha contra el Covid-19 puede ser complejo. Esto debido a que puede estimular genes que combaten la infección o ayuda a las células a sobrevivir al daño, pero también puede proporcionar objetivos adicionales que ayudan al virus a infectar más células. Es por esto por lo que Alex Shalek, miembro principal del Instituto de Ingeniería Médica y Ciencia (IMES) del MIT, señala que es difícil llegar a conclusiones generales sobre el papel de este medicamento, de manera que buscan poder publicar toda la información, a través de ensayos clínicos cuidadosamente calculados, y así hacer conscientes a las personas de las cosas que podrían ser relevantes sobre este tema (Trafton, 2020).

En este sentido, los procedimientos en los que se ha hecho uso del fármaco se pueden convertir en cuestionables. Esto debido a que realmente aún no existe una certeza concreta sobre los resultados del Interferón, e inclusive hay una posibilidad de que produzca consecuencias contraproducentes, provocando que la enfermedad, en vez de mejorar, empeore. De esta manera, se ha puesto en peligro tanto la vida de los cubanos como la de los ciudadanos de aquellos países que han pedido el medicamento, poniendo por encima el prestigio de la tan galardonada medicina cubana por el bienestar y la salud del ser humano.

En la misma línea, Ying-Hui y colaboradores del Zhongnan Hospital of Wuhan University, quienes hicieron uso del Interferón, el 6 de febrero hicieron una publicación en la revista Military Medical Research, en la cual informan que no había evidencia de ensayos aleatorios controlados para apoyar este tratamiento, por lo que a la posibilidad de probar el medicamento le otorgan una baja recomendación, pues no hay certeza sobre sus consecuencias (ADN Cuba, s.f.). De esta forma, se pone en duda las primeras afirmaciones por parte del gobierno cubano sobre los resultados positivos de su implementación en China, y, así, todas las afirmaciones dadas hasta ahora sobre el verdadero resultado de este fármaco. Aún más cuando se le da de forma generalizada a la población, como se muestra en sus mismos datos, y no por ensayos aleatorios controlados como debería ser.

De esta forma, conforme a todo lo anterior, se puede ver cómo existe un alto peligro de creer en todo lo que se relata y muestra tanto a través de los diferentes medios de comunicación como en el “voz a voz”. Detrás que toda esta información a la que constantemente se está expuesto, hay muchas mentiras y muchas falsas noticias, inclusive en los canales oficiales. Por ello la importancia de siempre verificar todo lo que llega a nuestras manos, y no comer el cuento entero de todo lo que se ve y se escucha. En tiempos de coronavirus la desinformación puede llegar a ser letal, más cuando hay tanta manipulación para favorecer los intereses y la imagen de ciertos sectores. El poder salir adelante depende de todos, y uno de los primeros pasos para ello es vencer las mentiras y la credulidad. 

Referencias:

ADN Cuba. (s. f.). “Advierten sobre el peligro del interferón al tratar el coronavirus”. ADN Cuba. Disponible en: https://adncuba.com/salud/advierten-sobre-el-peligro-del-interferon-al-tratar-el-coronavirus

González, Y. (2020). “El Interferón que ayuda a tratar la Covid-19: De su origen hasta hoy”. Granma.cu. Disponible en: http://www.granma.cu/cuba-covid-19/2020-03-19/el-interferon-que-ayuda-a-tratar-la-covid-19-de-su-origen-hasta-hoy-19-03-2020-23-03-09

López, M. (2020). “Cuba no ha desarrollado una vacuna contra el coronavirus llamada interferón alfa 2B”. Newtral. Disponible en: https://www.newtral.es/cuba-no-vacuna-contra-el-coronavirus-interferon-alfa-2b/20200319/

Mediavilla, D. (2020). “La carrera contra reloj para probar la eficacia de fármacos alternativos para el coronavirus”. El País. Disponible en: https://elpais.com/ciencia/2020-04-14/la-carrera-contra-el-reloj-para-probar-la-eficacia-de-farmacos-alternativos-para-el-coronavirus.html

Peláez, O. (2020). “Confirman efectividad de interferón cubano contra la COVID-19”. Granma. Disponible en: http://www.granma.cu/cuba-covid-19/2020-04-29/confirman-efectividad-de-interferon-cubano-contra-la-covid-19-29-04-2020-00-04-13

Telesur. (2020). “Cubano creador del Interferón destaca efectividad del medicamento contra el Covid-19”. Telesurtv. Recuperado de: https://www.telesurtv.net/news/cuba-cientifico-creador-interferon-medicamento-coronavirus-20200317-0029.html

Trafton, A. (2020). Researchers identify cells likely targeted by Covid-19 virus. MIT News. Recuperado de: http://news.mit.edu/2020/researchers-cells-targeted-covid-19-0422

UNIVERSIDAD SERGIO ARBOLEDA

SEMILLERO DE ESTUDIOS SOBRE CUBA

CALLE 74 # 14-14

INFORMACIÓN: 57 1 3258181

LÍNEA GRATUITA: 01 8000 110414

  • Blanca Facebook Icono
  • Twitter Icono blanco
  • Blanco Icono de Instagram
  • Blanco Icono de YouTube